martes, 26 de abril de 2011

El vino preferido de mi paladar.

El momento en el que te dignas a decirme que no es un adiós sinó un hasta luego, el momento en el que te despides de mí con un simple beso y nos hacemos los duros, ese es el momento en el que no quiero que nadie cruce una palabra, ni tan solo una mirada.
Parece que exista solo por y para ti porque cuando te vas me siento débil, sola.
Siempre pienso lo mismo mientras bajo la puta calle con lágrimas en los ojos.
Bah, gilipolleces, aquí nadie tiene que derramar lágrimas, ¿si va a ser un hasta luego de qué sirve?
Pienso en si él también rompería la perfección de sus pupilas con cristales cristalinos que caen y duelen.
Como duele, no ha pasado ni un segundo y el sentimiento de su ausencia ya me domina.
Chuto una piedra con fuerza.
Qué tonta. ¿Por qué estoy enfadada con el mundo?
Quizá sea porque el mundo me ha alejado de lo que más quiero.
Estoy deseando llegar a mi casa y escribir estas tonterias, que no palabras vacías, pero al fin y al cabo, tonterias.
Esto me llena o almenos me libera, me desahogo.
Me reconforta pensar que un futuro mejor vendrá, algo incierto, pero tengo demasiada fe en lo único que creo. En mí, osea él.
Chuto otra piedra y le doy a un descapotable rojo.
¡Que se joda! Ufff. Estoy tocando fondo.
Debería acostumbrarme a esta mierda de despedidas y mientras intento hacerlo, me comen los recuerdos.
El viento sopla fuerte pero no quiero rendirme. Siento que me caigo en el abismo.
Necesito a la misma persona que hace unos minutos perdí de vista. Necesito un abrazo para consolarme.
Y de paso, que me diga que se queda. No te jodes...


(8) Cuando yo estuve enfermo tu fuiste mi medicina pom pom mi corazón pom mira como suena pom pom que late fuerte pom pom mira que quema... Vamos mi amor siempre mirando hacia adelante...Dame la mano y vámonos de aquí que tenemos un mundo nuevo que construir. (8).


Me encanta que me cantes al oído, sobretodo en nuestra intimidad. Entre sonrisas y lágrimas.
Sabes que te lo prometí y franquearé la frontera de mis límites.
Por ti muevo el mundo aunque me cueste la última respiración.
Espero poder aplicarme el cuento, me reconforta saber que tengo a ese alguien ahí dándolo todo y por quien darlo todo.
Ya no hay más piedras que chutar, ¿Qué mierdas pasa en este pueblo, se comen las piedras?
En fin, llego a mi casa y lo único que recibo es una masacre de preguntas sobre si ya se ha marchado él.
Como odio que hagan eso, me recuerdan que vuelvo a estar sola, me duele que me hablen.
Dejadme un rato sola en mi burbuja, que así reprimo un poco de actos de los que no me responsabilizaría, así me acomodo y me relajo. Así puedo pensar, así nadie me molesta y no molesto a nadie.


(¿Estará bien?, ¿Llegará bien?, ¿Cuándo me llamará?)


¿Sabéis? Hace días que en mi cabeza rondan un par de trabajos de psicología que debo hacer, exceptuando el que terminé ayer. Yo también creo que en mí podría darse un caso fictício respecto a las experiencias sensoriales; almaceno toda percepción, detalle, emoción y sentimiento de cada situación que rápidamente traslado a mi memoria a largo plazo pasando antes por la de corto plazo. Quizá exagere los sentimientos.
No sé ni por qué os cuento esto, simplemente creo que quería cambiar de tema y empezar a centrarme en lo que debo.


Os dejo un pequeño escrito que el otro día le dediqué y creo que la expresión de su cara habló más que el.


"Y bañarme a cada instante en ese ombligo de copa de vino,
profunda a la que no le falta bebida.
Sucumbir en el encanto del paladar de uva.
Dejar burdeos tu piel a base de sorbos divinos.
Camuflarme en esa sangre falsa de vida.
Y emborracharme del tinto recorrido que es tu cuerpo.
Mmmmh... Qué sabroso."

Te Quiero.

5 Gritos de libertad:

Sarah dijo...

Hay detalles que ni siquiera guarda la memoria a corto plazo, hay otros que caen en el olvido, otros yacen dormidos en tu memoria y otros te recuerdan a cada paso que los has vivido.

Por ti muevo el mundo aunque me cueste la última respiración.
Fuerte.

Quizá el mañana se adhiera a nosotros como sacos de piedra.

Me gusta la forma de escribir.

Lady Cherry dijo...

Si Sarah, tienes razón. Pero en mi mente los recuerdos con el puedo revivirlos cuando quiera, yacen dormidos, no se han perdido nunca en el olvido y si no...mis sueños se encargan de no olvidar :)
Mua preciosa, gracias!!

FitoFuerza dijo...

Bua rubia...es perfecto...incluso mejor que el anterior...a los sentimientos perfectamente expresados (y que me llenan de vida, pues los comparto) les añades el ritmo con las piedras...es perfecto mi vida...me encanta...y me jode que estés triste pero ya sabes nena donde estoy, sólo tienes que cerrar los ojos...

:) dijo...

por cierto...te amo, siempre.

Lady Cherry dijo...

Buff... me encanta que comentes los escritos que de hecho, escribes tu con solo mirarme.
Y lo de las piedras... jajaja era cierto.
Estoy triste, pero feliz porque se que pronto volveré a verte y que las cosas irán mucho mejor.
Te quiero amor.

Solo cerrar los ojos...

Publicar un comentario

Grita, eres libre de expresar lo que quieras.